Comentarios sobre BV y sus ediciones


No me gusta quedarme con nada y tomo aquí un comentario que escribí en el muro de la revista, sobre todo, porque quiero darle aquí un poco más de permanencia. Copio:

Lista la edición correspondiente al domingo de BV. No es por presumir pero van a leer textos maravillosos. Quiero agradecer a todos sus colaboradores, a quienes confían plenamente en nuestro trabajo y nos comparten su trabajo artístico. Hay personas geniales muy cercanas a este proyecto y están siempre apoyándome Marisol Vera Guerra, Wilberto Palomares, Blanca Vázquez, Romina Cazón, Ingrid Valencia, Xanath Caraza, Rossy Evelin Lima Padilla, Gerald A. Padilla, Eréndira Santillana. El número especial de poesía visual quedó bien chulo gracias a Mónica González de miCielo ediciones. Sugerencias poéticas de Guillermo Clemente, Jeanne Karen, uff, la lista es interminable y basta mirar las páginas de la revista. Me quedo corta, en verdad.

Hay muchos proyectos por delante. Lo que viene: la publicación de la colección Aire violeta de las plumas de Diana Reséndiz, Ángeles Dimas, Daniel Medina, Alfonso Aguado Ortuño, Fernando Carabajal. Con ellos, en este espacio, haremos cosas geniales.

Una publicación digital no es nada simple, menos un pasatiempo. Los libros que hacemos aquí, parten del trabajo y la seriedad con que se hace cualquier edición impresa. El tratamiento es el mismo, lo único que cambia es el soporte y lo digital, hasta hoy, no tiene fronteras.

Hay incidentes, por supuesto, personas que busca desprestigiar, hablar mal de nosotros, cuestionar la no publicación de sus textos. Simple y sencillamente digo que hacemos nuestro trabajo con toda la dedicación y el cariño del mundo. A título personal digo: diversos sitios en su momento me han negado la publicación de mis textos y no me enojo y no despotrico contra sus editores. Me han rechazado textos, libros, sí, pero no pasa nada. Sigo adelante como aquí seguimos adelante, tratando de hacer las cosas de la mejor manera. Majaderías y faltas de respeto por redes sociales y en espacios privados, no, no soy así y los mensajes almacenados, las conversaciones, etc, existen para corroborar.
Gracias infinitas a todos ustedes que comentan, comparten, sugieren. Les presumo, por cierto, el sitio oficial que albergará nuestras publicaciones. Vienen cambios más adelante, ya les contaré, pero aquí están nuestros libros para descargar sin ningún tipo de restricción.

Y agrego una fotito sólo para ilustrar.

Comentarios